La actividad empresarial de la familia Guerra Municio comenzó hacia el año 1960 con Jesús Guerra Guerra, dedicado a la recuperación de chatarras y metales en la localidad de Sierra de Fuentes. En aquellos años, el trabajo se desarrollaba con medios muy limitados, y circunscrito a la ciudad de Cáceres y las poblaciones de sus alrededores.

Con el transcurso del tiempo, Jesús Guerra incorporó a sus hijos Antonio y Valentín a la actividad. Éstos, tras el fallecimiento del fundador, se constituyeron como Chatarras y Metales Guerra C. B.; manteniendo la labor tradicional que les venía caracterizando.

Fruto del esfuerzo, y gracias a una buena gestión empresarial, el negocio familiar continuó creciendo hasta transformarse en el año 2003 en la actual SOLUCIONES EXTREMEÑAS DE RECUPERACIÓN S.L.

Hoy nuestra empresa cuenta con una planta de reciclaje de residuos metálicos dotada de instalaciones y maquinaria modernas, con un volumen de procesamiento anual de más de 15.000 Tm. Entre nuestros clientes se encuentran Administraciones, empresas y particulares de toda nuestra región y limítrofes.

Nuestra experiencia de más de 50 años en el sector, nos avalan para ofrecerles los mejores servicios.